in

Cómo ahorrar en calefacción

Economiza en casa prestando atención al gasto de los radiadores

ahorrar en calefacción
Crédito de la imagen: Pxhere

Cuando el frío aprieta, hay que ingeniárselas para calentarse. En estas situaciones, lo que más provoca es poner los radiadores al máximo. Sin embargo, esto puede significar un gasto de energía indeseado. Entonces, ¿cómo se puede ahorrar en calefacción? Toma nota de los siguientes consejos.

6 Consejos para ahorrar en calefacción

Para calentarse, se pueden hacer muchas cosas, no sólo en la casa, sino también en el cuerpo. Con los consejos que se exponen, a seguir, más allá de ahorrar en calefacción, no pasarás frío en los meses de cálidos.

Pero primero, descubre unos trucos para pasar un invierno 10.

Usar cobijas y mantas calientes

Crédito de la imagen: Pixabay

A veces hay que tomarse literalmente lo de ‘pegarse las sábanas’. Un buen cobijo, manta o edredón pueden, sin lugar a dudas, hacer una gran diferencia a la hora de dormir en la cama o estar en el sofá.

Es por eso que se recomienda que compres piezas calientes. Incluso, puedes hacerte con productos térmicos para combatir el frío sin miedo. Andar bien arropado es fundamental, sobre todo dentro de casa. De esta manera, no tendrás que poner los radiadores a todo gas.

Beber té y bebidas calientes

No hay dudas de que una bebida cálida puede calentar de la cabeza a los pies. Existen diversas versiones de tés que pueden ser ideal en un día frío. Tómalo por la mañana o antes de dormir. Calienta y, de paso, es buenísimo para el organismo.

Utilizar un deshumidificador

Estos aparatos pueden resultar mágicos en estos momentos. Son accesibles a nivel de precio y existe una amplia gama. ¿Su función? Extraer toda la humedad que se acumula en tu hogar. Así, los espacios estarán más secos y eso aumentará la sensación térmica, calentando el ambiente significativamente. Y lo mejor: gastan menos energía que los calentadores.

Sacarle el jugo al sol

sol
Crédito de la imagen: Pixabay

Muchas casas acumulan humedad. Más de una vez se nota que la casa está más fría que el exterior. En las horas buenas de sol, entre el medio día y las cuatro de la tarde, es conveniente dejar que la luz y rayos calienten un poco el hogar de forma natural. Abrir las ventanas puede ser una solución para que salga la humedad y la casa se caliente.

Descubre aquí unos trucos para preservar el calor en casa durante el invierno.

Saber usar la calefacción en los momentos indicados

Se puede decir que usar la calefacción en los momentos oportunos es un arte. En otras palabras, hay momentos del día más estratégicos para ahorrar en calefacción. Un gran consejo es prender la calefacción justo 15 o 20 minutos antes de ir a la cama. Luego, apágala. De este modo, la habitación estará caliente cuando llegue la hora de meterse en la cama.

Puedes hacerlo igualmente por la mañana, para que te cueste menos comenzar el día.

Duchas oportunas 

Nada como darse un baño con agua templada en el momento indicado. Si tienes frío, esto puede ser la solución más efectiva e inmediata, sobre todo por las noches. Además, al bañarte por la noche dormirás mejor. Por la mañana, resulta útil también. Nada como empezar el día con frescura y con la temperatura corporal necesaria, especialmente, si sabes cómo hacer para ducharte más rápido.

Consejo final:

A veces, pequeños ajustes físicos en el hogar pueden hacer toda la diferencia. Fíjate que las ventanas de tu casa estén aisladas y que las persianas funcionen debidamente. Así, la temperatura del hogar se mantendrá cálida y regular. Estos detalles son ventajas a la hora de querer ahorrar en calefacción y, por tanto, economizar en casa.

Cómo ahorrar en calefacción

Para concluir, mira en el próximo vídeo 5 formas de calentar tu casa sin gastar, de forma creativa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *