in

Cuáles son las etapas de la vejez

La tercera edad no se reduce sólo a una escala homogénea

etapas de la vejez
Crédito de la imagen: Pixabay

La vejez puede llegar a ser una de las fases más vitales de la vida de un individuo, sobre todo por el incremento de la esperanzada de vida. También conocida como la tercera edad, en estos años las personas adquieren una madurez plena. Por otro lado, las capacidades psicológicas y físicas van menguando por el paso de los años. Pero, a diferencia de lo que muchos consideran, existen varias etapas de la vejez, en vez de sólo una.

Las 3 etapas de la vejez

En algunas culturas se respeta mucho a los adultos mayores por su sabiduría. Sin embargo, en otras, no se les tiene casi en cuenta. La incomprensión y la soledad de estos puede hacer que se enfermen y fallezcan. De hecho, para evitar este tipo de situaciones ya existen tendencias como el cohousing.

Dado que los seres humanos pasan por diversas fases, conoce cuáles son las 3 etapas de la vejez y los efectos que producen en las personas.

Prevejez

etapas de la vejez
Crédito de la imagen: Freepik

Las personas que estén dentro del rango de edad de los 55 a los 65 están en la fase de prevejez de sus vidas. Esta es la primera de las etapas de la vejez donde se empiezan a notar ciertos cambios en la persona, tanto a nivel psicológico como físico.

Cambios físicos

Por un lado, es habitual que en esta época de la vida la gente comience a experimentar dificultades para descansar en condiciones. De hecho, en muchos casos las horas de sueño se reducen.

En lo que respecta a las mujeres, por lo general, la menopausia acaba lo que genera unas mudanzas hormonales en ellas. Estas pueden perjudicar el ámbito emocional.

En la prevejez también es habitual que los adultos sufran retención de grasa, además de un digestión pesada y lenta. Esto puede hacer que aumenten de peso.

Otro de los indicativos es que la masa muscular empieza a atrofiarse.

Cambios psicológicos

Las personas se vuelven más melancólicas y empiezan a hacer un balance de lo vivido.

El síndrome del nido vació es uno de las situaciones que se suelen dar. Esto ocurre cuando los adultos que se han ocupado siempre de su familia, ven como sus hijos se independizan y se quedan solos y aburridos.

Vejez

etapas de la vejez
Crédito de la imagen: Pxhere

La segunda de las etapas de la vejez va desde los 65 a los 79 años. Esta es considerada la “vejez auténtica” o la “vejez pura”. A esta altura de la vida, los cambios que se iniciaron en la prevejez se hacen bastante evidentes.

Cambios físicos

El debilitamiento de los huesos, la reducción del movimiento en consecuencia, las dificultades digestivas así como la aparición de achaques de la edad son habituales.

En lo que respecta a los sentidos, estos también empeoran. Algunos ejemplos son la pérdida de visión y de audición. Por culpa de estos factores, la persona puede presentar dificultades para socializarse, lo que le puede provocar un incremento del riesgo de padecer algún problema mental por culpa del aislamiento.

De debe destacar que luego de cumplir los 75 años, aquellos que no se pueden valer por sí mismos y/o que tienen algún deterioro mental forman parte del grupo de pacientes geriátricos.

Cambios psicológicos

Al ser una de las etapas de la vejez donde los cambios psicológicos se aprecian mucho, se pueden dar casos en los que el nivel de inteligencia, sobre todo la fluida, decaiga mucho. Es por ello que a los adultos mayores les cuesta mucho adaptarse y/o reaccionar ante situaciones que no le son conocidas rápidamente.

Ancianidad

etapas de la vejez
Crédito de la imagen: Pixabay

A partir de los 80 años, una persona ya es considerada anciana y se encuentra en la tercera etapa de la vejez. Las mudanzas tanto físicas como psicológicas después de los 80 son realmente cualitativas.

Cambios físicos

Los huesos, las articulaciones y demás partes del cuerpo se deterioran aún más impidiendo la autonomía del individuo. Asimismo, es más fácil que se enferme por cualquier cosa y el proceso de recuperación se ralentiza mucho.

Cambios fisiológicos

El aislamiento social y las depresiones son muy habituales a esta altura de la vejez. Por un lado, las amistades van falleciendo. Por otro, la falta de autonomía hace que la persona se entristezca aún más.

Consejo final:

Se debe tratar con mucho respeto y mucho cariño a las personas mayores. Estas son muy valiosas y dieron su vida por uno. Antes de aislarlos y tratarlos mal, piensa cómo te gustaría que se comportasen contigo si un día llegas a esa edad.

Para finalizar, en el siguiente vídeo puedes conocer unas actividades recreativas destinadas a adultos mayores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *