in

7 héroes de la vida real

La vida está llena de acciones heroicas, solo que muchas veces no las vemos

En la sociedad existen muchísimas acciones heroicas, pero las tensiones constantes, las presiones y las distracciones hace que no nos demos cuenta de cuando esto pasa alrededor de nosotros. En este artículo, le mostraremos 7 héroes de la vida real que han hecho la diferencia en su entorno social.

Pedro Viloria y Dimitrio Álvarez

En La Florida, Estados Unidos, los venezolanos Pedro Viloria y Dimitrio Álvarez salvaron la vida de una cliente mientras trabajaban en el autoservicio del McDonald’s. La persona se acercó a pedir una orden y, de repente, se desmayó dentro de su carro, el cual continuaba su marcha. Viloria saltó por la ventana del autoservicio para detener el carro y Dimitrio le dio primeros auxilios, reanimándola en pocos minutos gracias a sus conocimientos de medicina, carrera en la que se tituló en Venezuela, y que hoy, al verse obligado a emigrar, no puede ejercer aún en el exterior.

Un hombre honesto: Sergio Suárez

Sergio Suárez, desempleado, se encontró un cheque por 676 dólares. Lo primero que hizo fue devolverlo. La dueña, conmovida por la acción, y al saber que el hombre estaba desempleado, desarrolló una campaña de recaudación de dinero para ayudar a Sergio en compensación. Ahora, recibirá una recompensa de 20 mil dólares por su honestidad y se le ayudará a mejorar la situación de su familia.

Héroes rescatistas muy creativos

Dos personas peruanas ayudaron a salvar a otras tantas en las inundaciones de Piura, Perú, que tuvieron lugar en marzo pasado. ¿Cómo lo hicieron? Pues con lo que tenían a la mano: paddleboard y un flotador o salvavidas en forma de unicornio.

Una propina inesperada

El mesonero Arturo Torres hacía su trabajo en Michigan. Al retirar la factura y el pago de la mesa de un cliente, se encontró con una nota insólita y una propina de 100 dólares. La nota decía: “Me disculpo por mi presidente”.

Una beca inesperada

Yesica Calderón, de la ciudad de Boston, había logrado un promedio de 4.8 puntos sobre 5, pero no tenía recursos ni papeles de residencia para ingresar a ninguna universidad. Sus profesores, conscientes de sus logros y situación personal, decidieron postularla para un plan de becas otorgado por una fundación para el apoyo de alumnos prometedores pero sin recursos y a pesar que su situación de inmigrante no le permitía postular a estas becas, hicieron una excepción conociendo su caso. ¿Resultado? Pues mire en la foto la cara de emoción. ¡Becada!

La primera maestra con síndrome de Down

Noelia Garella logró recibirse como maestra de educación especial en Argentina. Ella sería la primera mujer con síndrome de Down en lograr esto. Para ella, es un sueño hecho realidad. No ha sido fácil para ella incorporarse a trabajar, pero tras un largo debate con la comunidad escolar, demostró estar apta para desempeñar la tarea. Para la directora del instituto donde trabaja actualmente en Córdoba, Susana Zerdan, su caso ha sido una lección.

Una hermana como pocas

La mexicana Bertha Sánchez tiene una hermana que, para resolver su situación legal en los EE.UU., tuvo que irse a México, a pesar de estar casada con un norteamericano. Ella seguía las instrucciones de las autoridades. Pero al intentar volver, la sentenciaron a estar 10 años fuera de los EE.UU. donde además de su esposo, residen sus tres hijos. Berta, solidaria, cruzó la frontera para irse a vivir con ella ese período hasta poder resolver la situación legal.

Un héroe para los animales

Mientras Luis Pérez paseaba por el lago de Miami Gardens, notó que un perro que se había escapado de casa se ahogaba. Decidido, hizo lo correcto: tomó un bote y fue por él. De inmediato al rescate, lo llevó a los paramédicos que le brindaron cuidados primarios.

Si quiere conocer más héroes anónimos, vea el siguiente vídeo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *