in

Aprenda a hacer una limpieza facial completa en casa

Usted puede verse como si hubiera ido al cosmetólogo con estos consejos

La piel es el órgano más grande del cuerpo, ella necesita cuidados muy específicos, no solo por estética sino por salud. La piel se llena de células muertas y toxinas al igual que otras partes del organismo, por lo que necesita ser tratada con cierta regularidad.

Lo bueno es que gracias a Internet, el conocimiento ya no es un secreto, y usted puede obtener información para cuidar de su piel en casa y evitar tratamientos químicamente agresivos, así como gastos muy onerosos. En este artículo usted podrá encontrar una serie de recomendaciones para la limpieza facial que le ayudarán a lucir más joven y radiante.

NOTA:

  • Puede aplicar el tratamiento cada 15 días o cuando su piel lo necesite. Eso sí: no lo haga todos los días, para evitar la resequedad de la piel.
  • Haga este procedimiento al final del día. Nunca antes.
  • Recuerde que no debe maquillarse inmediatamente después del tratamiento.

Paso 1: Abra los poros

La piel se va llenando de suciedad a lo largo del día: polvo, gases en el ambiente, maquillaje y sudoración. Al llegar a casa, lave su rostro con agua y jabón neutro. Evite cuanto pueda los jabones de la perfumería, ya que son muy agresivos para la piel. Y luego abra sus poros para facilitar una limpieza profunda.

Para abrir los poros, hierva una olla con agua. Al retirarla del fuego, coloque su rostro a unos 30 centímetros de distancia durante 2 minutos. Con esto sus poros se abrirán.

Paso 2: Exfolie su piel

La exfoliación permite retirar la piel muerta, escamas e impurezas. Es bueno que use un exfoliante natural, adecuado para su tipo de piel.

Puede preparar su propio exfoliante. Mezcle 1 cucharada de café con unas gotas de agua hasta formar una pasta. Haga masajes circulares con la ayuda de un algodón, especialmente en la zona T: frente, nariz y barbilla, que es donde suele existir más grasa. Deje reposar unos minutos y de inmediato, lave su piel con agua fría, esta le cerrará nuevamente los poros.

Paso 3: Nutra su piel

Para nutrir la piel, usted puede usar una mascarilla natural. Las mascarillas naturales suelen ser mucho más efectivas que las vendidas en perfumerías, aplíquela por 20 minutos y lave.

Puede hacer una mascarilla natural de la siguiente manera: ralle un poco de calabaza y mézclelo con un poco de miel hasta formar una pasta. Espere de 15 a 20 minutos y retire (para piel seca o marchita).

Paso 4: Tonifique su piel

Después de la mascarilla, usted debe tonificar la piel. Un tónico le permitirá estabilizar la piel y fortalecerla. Puede optar por una receta casera para elaborar su propio tónico.

Para una miel grasa o mixta, puede hervir un poco de agua con 1 cucharada de romero y otra de vinagre. Deje hervir por 1 minuto y, al enfriar, cuele el líquido. Puede almacenarlo en una botella pequeña. Aplique con un algodón.

Paso 5: Hidrate su piel

El último paso, pero no el menos importante, es hidratar la piel. Si usted tiene un hidratante de confianza úselo. Si no, puede preparar uno en casa.  En el siguiente vídeo podrá encontrar una receta ideal para todo tipo de piel:

 

Atención: Ninguno de nuestros consejos sustituyen la opión medica, cada piel es distinta y algunas son sencibles a productos naturales, antes de realizar cualquiera de nuestras recomendaciones acuda al dermatólogo.

¿Qué piensas?

-1 points
Upvote Downvote

Escrito por Gabriela Ribeiro

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading…

0

Comments

0 comments

Descubra su talón de Aquiles según el signo zodiacal

Mejore la circulación en brazos y piernas