in

¿Por qué nunca debes quitarte los zapatos en un avión?

Esta práctica puede traerte problemas de salud, además de incomodar a los otros

quitarte los zapatos en un avión
Crédito de la imagen: Buenavibra

A todos les gusta viajar cómodamente. Pero, aunque a veces los asientos de algunas aeronaves son ideales para descansar, hay personas que además prefieren sacarse el calzado. Sin embargo, pasearse descalzo durante el vuelo puede resultar un verdadero inconveniente. Conoce, a continuación, los problemas de quitarte los zapatos en un avión.

No debes quitarte los zapatos en un avión

Aunque la mayoría de las personas elige estar descalzos durante un vuelo largo, las azafatas recomiendan no quitarte los zapatos en un avión. Esto se debe a que el suelo, generalmente, está muy sucio. Aunque siempre se limpia antes de iniciar un viaje, usar cualquier zapato ayuda a prevenir el contacto con todo tipo de bacterias.

En ese sentido, los baños también pueden parecer perfectamente limpios pero realmente son bastante insalubres. Solo se los desinfecta rápidamente antes de despegar. Además, dado que suelen ser muy chicos, los microbios se desplazan con mayor facilidad. Por eso, ingresar al aseo de un avión descalzo puede traer consecuencias.

Por otro lado, quitarte los zapatos en un avión hará que se te hinchen mucho los pies. Como consecuencia, puede que no te puedas calzar en condiciones cuando tengas que bajar del avión.

Otras cosas que no debes hacer en un avión

Además de evitar quitarte los zapatos, existen otras limitaciones en una aeronave que se deben cumplir. Así evitarás pasar un mal momento o, incluso, ser expulsado.

No apagar el celular cuando lo solicitan

Crédito de la imagen: Pixabay

Cuando la tripulación prepara el avión antes de despegar siempre le pide a los pasajeros que apaguen el celular. A pesar de que son muchos los que ponen su móvil en modo avión, algunos eligen seguir usándolos con normalidad. Sin embargo, puede ser un alto riesgo para todos a bordo.

Por un lado, la emisión radial de los teléfonos interfiere con el sistema de audio de la aeronave, lo que genera ruidos muy molestos. Pero, además, cuando un celular no está en modo avión, se encuentra buscando señal de alguna torre en tierra constantemente para poder funcionar. Eso, genera una contaminación radial y dificulta la comunicación entre el piloto y los aeropuertos. Por tanto, sigue las indicaciones de la tripulación y no asumas ningún peligro por culpa del teléfono.

Tener sexo en el aire

Muchos han fantaseado con alguna vez poder tener relaciones sexuales con su pareja en el baño de un avión. Pero, los amantes que se animen a ser miembros del Mile High Club pueden ser demandados por atentar contra la decencia pública. 

Quitarse el cinturón antes que se apague la señal

Crédito de la imagen: Pixabay

Siempre que el avión aterriza, la señal de abrocharse el cinturón se mantiene encendida por un rato. Pero, por más que el piloto y las azafatas lo soliciten, muchas personas no pueden controlar la ansiedad y se lo quitan luego de que el avión toca tierra. Sin embargo, el comandante puede frenar bruscamente mientras circula por la pista. Si eso ocurre, quien se pare puede ser lanzado hacia adelante.

Hacer chites sobre bombas

Puede parecer gracioso, pero luego de distintas experiencias dramáticas en el aire, hacer chistes sobre bombas o ataques terroristas puede resultar desagradable. Quien insinúe la posible utilización de un aparato explosivo cuenta con una alta posibilidad de que lo expulsen del avión.

Descubre aquí cuáles son los asientos más seguros para viajar en tren o en avión.

Para acabar, conoce cómo vestirse para viajar en avión, en el siguiente vídeo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *