in

Las mejores posturas para dormir

La manera en que descansas puede afectar a tu salud

posturas para dormir
Crédito de la imagen: Freepik

Descansar las horas necesarias y en buenas condiciones es fundamental para que el organismo funcione correctamente durante el día. De hecho, no dormir bien puede hacer que engordes. Para que el reposo sea óptimo, la forma en que colocas el cuerpo también es importante. Para ello, conoce las mejores posturas para dormir.

Mejores posturas para dormir

La almohada, el somier, las mantas y el colchón son partes fundamentales para conseguir un buen descanso. A esto hay que sumarle la postura en que descanses. Dependiendo de cómo lo hagas, tendrás un mejor sueño y reducirás las posibilidades de que te levantes con ciertos dolores de cuello o de espalda, por ejemplo.

Boca arriba

De entre las mejores posturas para dormir, esta es la mejor. De esta manera, ayudas a no padecer problemas ni dolores de espalda dado que la columna vertebral permanece recta, no la fuerzas y el peso de tu cuerpo se reparte de manera equitativa.

Si eliges esta postura para descansar, es aconsejable que la almohada que emplees sea de un material fino. Asimismo, es importante que esta no te haga alzar la cabeza ni arquearla mucho y que te permita mantener la parte cervical recta.

Por otro lado, cabe destacar que dormir boca arriba ayuda a retrasar el envejecimiento de la edad ya que tu cara no está en contacto con la almohada, lo que favorece la no formación de las arrugas en el rostros.

En el caso de las féminas, esta postura también permite mantener los senos más firmes.

De lado

Otra de las posturas para dormir que se recomiendan es la de lado, en gran parte porque la columna vertebral no padece. Es importante que esta postura sea acompañada de una almohada con densidad y grosor. Así, conseguirás que el cuello esté alineado con el resto de tu columna vertebral.

Otro de los beneficios de esta posición es que es buena para calmar el reflujo gástrico, los problemas para respirar, por ejemplo por culpa de un constipado e incluso los ronquidos.

En el caso de que una mujer esté embarazada, descansar hacia un lado es lo más aconsejable, especialmente para la izquierda. Esto se debe a que esta posición mejora la circulación sanguínea hasta la placenta.

Uno de los puntos negativos de dormir para el lado es que puede generar presión en las extremidades al estresar los músculos y nervios porque puede empeorar la circulación en dichas áreas.

Las peores posturas para dormir

posturas para dormir
Crédito de la imagen: Pixabay

Descubre qué posiciones deberías evitar cuando duermes para no perjudicar tu salud.

Boca abajo

Dormir boca abajo es lo menos aconsejable. En primer lugar, con esta posición se fuerza el cuello ya que este queda girado por muchas horas. La consecuencia de ello es que la zona cervical es sometida a un gran estrés por culpa de la rotación de la columna vertical.

Si dormir boca abajo afecta negativamente a la espalda y el cuello de los adultos, en el caso de los más pequeños es aún más riesgoso. Esta postura aumenta el riesgo de que los bebés fallezcan por el síndrome de muerte súbita del lactante (SMSL).

En el caso de que sólo consigas descansar en esta posición, lo más recomendable es que descanses sin almohada o con una que sea muy delgadita y con una densidad mínima. De lo contrario, estarías forzando aún más tu espalda.

Posición fetal

Esta postura en la edad adulta no es para nada adecuada, especialmente para la espalda porque esta no queda alineada.

Consejo final:

Si tienes problemas para dormir, lo mejor es que acudas a un especialista para que te pueda dar unas técnicas para descansar. Recuerda que los datos expuestos en esta nota no substituyen a una consulta con un médico. Este podrá evaluar tu caso y darte la recomendación más adecuada para ti.

Para ampliar la información expuesta sobre las posturas para dormir, no te pierdas el siguiente vídeo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *