in

Cómo congelar alcachofas

Esta verdura es ideal para dietas de adelgazamiento gracias a sus propiedades

congelar alcachofas
Crédito de la imagen: Freepik

La alcachofa es una hortaliza que se recomienda ingerir con regularidad dado que aporta diversos beneficios para el organismo. Uno de ellos es que ayuda a adelgazar y a disminuir el estreñimiento, entre otros. Por eso, es bueno aprender cómo congelar alcachofas para poder ingerirlas en cualquier momento.

3 Formas de congelar alcachofas en casa

Saber cómo congelar alcachofas te será muy útil para poder consumir este vegetal en cualquier estación del año dado que, los de mejor calidad, se dan cuando acaba el invierno hasta el inicio de la primavera.

Alcachofas remojadas en agua

El agua fría es muy ventajosa para la conservación de la alcachofa.

1. Lava la alcachofa retirando las partes que sean más duras de ésta.

2. A seguir, saca el rabillo de la verdura y trocea el resto de ella a la medida que te agrade.

3. Introduce los trozos de alcachofa un recipiente con abundante agua fría o con cubos de hielo. Asimismo, cabe la posibilidad de poner un poco de perejil para que la verdura quede con más sabor. Cabe destacar que esta técnica evitará que la hortaliza se oscurezca.

4. Tras unos minutos, hierve las verduras por 5 minutos. Después, escurre la hortaliza y ponlas sobre papel de cocina absorbente para que se sequen bien.

5. Por último, divide los pedazos de alcachofas en distintas bolsitas e introdúcelas en el congelador.

Alcachofas hervidas

hervir
Crédito de la imagen: Regmurcia

Antes de congelar alcachofas, una buena técnica es hervirlas antes de ello.

1. En primer lugar, limpia las alcachofas. Para ello, deberás sacarle las hojas y los pedazos duros.

2. Parte en trozos la hortaliza y ponlos a hervir.

3. Apaga el fuego tras 5 minutos y espera a que se sequen y enfríen las porciones de la verdura.

4. Pon la alcachofa en bolsas para congelar e introdúcelas en el congelador.

Alcachofas escaldadas

Otra manera de congelar alcachofas es escaldándolas.

1. Limpia la verdura con abundante agua y deshazte de las hojas y las partes que estén duras.

2. Escalda las alcachofas. Para ello, deberás sumergirlas en agua que esté caliente, pero no hirviendo, por 3 minutos.

3. A continuación, escúrrelas bien y repártelas en distintas bolsitas y congélalas.

Conoce aquí cómo congelar berenjenas con unos fáciles consejos.

Cómo descongelar alcachofas

A diferencia de lo muchas personas hacen, descongelar alcachofas en un plato al aire libre no es aconsejable. Lo más indicado es cocinarlas directamente para así evitar que el producto pierda sus propiedades.

No obstante, si es preciso que las descongeles, lo mejor es que las pongas dentro de la nevera en un recipiente cerrado para que los cambios bruscos de temperatura no afecten al ingrediente. Igualmente, es aconsejable separarlo de los demás alimentos.

Debes saber que en un plazo máximo de 24 horas se debe consumir la verdura descongelada.

Cómo preparar alcachofas congeladas

alcachofa con jamon
Crédito de la imagen: Blogspot

Una vez que ya sabes cómo congelar y descongelar esta hortaliza, llega la hora de aprender a cocinarlas correctamente.

Una manera muy saludable y fácil de prepararlas es a la plancha.

1. Para empezar, pon un poco de aceite en la plancha y espera a que se caliente.

2. Incorpora las alcachofas y echa un chorro de vino Amontillado para darles un sabor especial.

3. Tapa la sartén durante 20 minutos. Tras ese tiempo, verás que los corazones de las alcachofas están doraditos.

4. Da vuelta los pedazos de hortaliza y espera que se cocinen entre 5 y 10 minutos más.

5. En una sartén diferente, mientras se hacen las alcachofas, confita los ajos partidos en rodajas en bastante aceite de oliva virgen.

6. Una vez que la verdura empiece a tener color, adiciona el jamón ibérico picado o cortado a taquitos y cocínalos por 2 o 3 minutos.

7. Cuando ya esté todo cocinado, mezcla todos los ingredientes y adiciona un poco de sal.

Tras esto, disfruta de tus alcachofas.

Para finalizar, en el siguiente vídeo puedes aprende cómo limpiar y cocinar alcachofas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *